el canal 98
(la vida, vista desde la cámara del palier de la planta baja)


La Pochi finalmente se decidió, y contrató la TV por cable.

Lamamádelapochi descubrió un canal que la tiene atrapada, y cuenta lo que ve
..............................................................................................................................................................................

miércoles, 21 de julio de 2010

Parece que empezaron las vacaciones de invierno

Eso estaban diciendo esta mañana en los noticieros.
Pero lo que pasaban era lo mismo que todos los años. Los papás y las mamás llevando a los hijitos de acá para allá: que al cine, que al teatro, que a la plaza, y los periodistas preguntándoles cómo se las arreglan para acompañar a sus niñitos en estas dos semanas que tienen libres para divertirse a su antojo, sin descuidar sus respectivos trabajos, porque no todos los padres se pueden tomar vacaciones en esta época del año.
Así que se me ocurrió poner el 98, para ver si decían algo sobre el tema.
¡Ese canal nunca me defrauda! Se ve que estaban pasando un informe especial sobre cómo se entretienen los niños cuyos padres no los pueden acompañar todo el tiempo.
Los protagonistas eran un nene y una nena, que hacían de hermanitos, y que me parece que eran los mismos que en el verano habían aparecido en un programa de turismo. Resulta que el nene bajó corriendo por la escalera que está al lado de la puerta de los puntos, y se puso al costadito, con la espalda pegadita contra la pared. Enseguida apareció la nena, también corriendo, y entonces el nene le puso el pie. La pobre niñita salió despedida, y cayó toda descuajeringada. Se ve que son niños que deben estar acostumbrados a jugar así, porque la criatura se levantó como si nada, y le pegó una patada en la canilla al hermanito. Pero la cosa no pasó a mayores, porque enseguida se pusieron de acuerdo en prenderle fuego a la cola del perrito de la diputada que se parece a la vieja del 3ºB, que justo entraba al estudio desde la calle. ¡Pobre animalito de Dios! Se ve que le quería avisar a la señora que se estaba quemando, porque saltaba de acá para allá, pero la diputada ni se enteró, porque iba hablando por celular, dele hacer gestos con las manos. El perrito parece que se resignó, porque se puso a arrastrar el traste por el piso, hasta que apagó el fuego, el solito, y se fue atrás de la dueña, que siguió caminando y empezó a subir la escalera.
Mientras, los niñitos, que ya estaban aburridos de nuevo, abrieron la puerta de los puntos, y la empezaron a usar como arco de fútbol. El nene atajaba, y la nena le pateaba una pelotita de tenis, y cuando le hacia un gol, se ponía a dar la vuelta olímpica y a saltar arriba del escritorio que está al lado de la puerta de vidrio.
Pero se ve que hoy en día los chicos se aburren rápido, y ningún juego les dura mucho rato, porque enseguida, aprovechando que la puerta de vidrio había quedado mal cerrada, se fueron para la vereda, y dejaron la puerta de los puntos así nomás, abierta. El cartelito de arriba, en vez de números decía PA, y se prendía y apagaba.
Cuando salieron a la calle, el nene se puso  a hacer bolas con el barro que está amontonado al costado del pozo de los arqueólogos, que entre parentis hace como siete meses que está abierto y nunca lo vinieron a tapar. La cosa es que empezó a tirarle las bolas de barro a la nena, que como era muy ágil las esquivaba todas, y pegaban en la puerta de vidrio. Se ve que habían estado mirando en los noticieros que estuvo nevando hasta en Jujuy, y como acá no cayó ni un copo, se las arreglaron con lo que tenían a mano. ¡Los niños son tan imaginativos!
Pero en eso apareció el descuartizador, y cuando vio el enchastre que habían hecho, los quiso atrapar, pero le pasaron corriendo en cuatro patas por abajo de las piernas, y subieron rapidito por la escalera.
El descuartizador quiso subir él también, pero no los pudo perseguir, porque tuvo que asistir a un viejito que venía bajando con la boca abierta y la lengua afuera, casi arrastrándose por los escalones. ¡Pobre! Me hizo acordar al que vive en el 9ºA, que me contó la Pochi que sufre del corazón y le tuvieron que poner un marcapasos.
La cosa es que esos nenes se salvaron por poco, porque si el descuartizador los llegaba a alcanzar, esta noche seguro los sacaba a la vereda en dos bolsitas negras.

Photobucket

7 comentarios:

  1. Dios quiera que el descuartizador sacie su sed homicida, y limpie la ciudad de impíos niños que abarrotan las veredas, las calles, los cines, todo...
    Montonero Macri, re-nun-cie!

    ResponderEliminar
  2. Todo por culpa de la maldita nieve que aquí nunca llegó!!!!Por lo menos los niños hubieran tenido otro divertimento!!

    ResponderEliminar
  3. Espero no encontrar el descuartizador cuando llegue a Buenos Aires..
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Siempre dije que mi plato favorito eran los niños envueltos...

    ResponderEliminar
  5. Yo jugaba así en mi eidificio de la infancia peor no sé con quién xq hno. no tenía. El temita es que un día el descuartizador nos agarró y nos metió en una bolsa negraaaaaaaaaaaaaaaa....qué chucho!!! Muy divertido...Pata Púf.

    ResponderEliminar
  6. Q DUALIDADES TIENE LA VIDA, !!! ESPERO PASES POR MI OSCURO, DEPRESIVO, TRISTE BLOG Y ME DES TUS MAS SINCERAS IMPRESIONES, Y TE DARÁS CUENTA DE LAS DUALIDADES A LAS Q ME REFIERO... GRACIAS!!! TE SEGUIRÉ

    ResponderEliminar
  7. Hat gente que no le tiene paciensia a los niñitos ,pobrecitos , no lastimaron a nadie , solamente jugaban entre ellos , ensiciaron un poco el edificio , no hay problema , se limpia .Le hicieron hacer un poco de ejercicio a una persona ,hay que pensar que le viene bien la gimnasia .Después de todo que daño han hecho los angelitos ?

    ResponderEliminar